Category Archives: Curiosidades

Enchufes

Enchufe

Enchufe

Aquí podéis ver un enchufe suizo. Como se aprecia en la imagen, el enchufe dispone de tres agujeros (Tipo J, SEV 1011). Por lo tanto no es compatible con los enchufes españoles Tipo F CEE 7/4 “Schuko”, pero sí con los Tipo C. Podréis encontrar adaptadores en muchas tiendas.

Aquí podéis encontrar más información.

Además, en una misma caja ponen tres enchufes (siempre pensando en el ahorro).

La curiosidad está en el enchufe inferior izquierdo. Como se aprecia en la imagen, tiene un símbolo de un interruptor que indica que se controla con una llave de luz de pared. Es decir, hay un interruptor en la pared que controla la corriente de esos enchufes. Este tipo de enchufes son muy útiles para controlar lámparas de pie, por ejemplo. Permitiendo encenderlas y apagarlas cómodamente desde el interruptor de la pared.

Listos estos suizos…

La basura

Algo que me gusta de los suizos es que tienden a simplificar las cosas, sobre todo si hay dinero por el medio. No gastan mucho en alumbrado público, por ejemplo. Una cosa que me gusta, y que me parece sencillo, es el sistema de recogida de la basura.

Para tirar la basura se utilizan unas bolsas especiales. Aquí en Brig son de un color naranja muy llamativo. Cuestan 2,70 CHF las de 35 litros. Tienen un precio diferente en función de la capacidad.

No hay contenedores en la calle porque no hacen falta. La basura se baja dos días a la semana (martes y viernes).

Conclusión: como no hay contenedores, no hacen falta camiones para recogerlos. Como no hay contenedores no se manchan. Como no se manchan, no hay que limpiarlos, y como no hay que limpiarlos tampoco hacen falta camiones especiales limpiarlos. ¿Cuánto costará el servicio de recogida de basura de cualquier ciudad española?

Ahora mismo te estarás preguntando que menuda porquería tener la calle llena de bolsas de basura. Pues no. La gente es civilizada y la coloca muy ordenadita, y como son bolsas de basura diseñadas para tener basura dentro, no manchan la calle.

Fácil, ¿no?